1. Historias de sexo con mi prima -1


    Fecha: 16/10/2017, Categorías: Incesto Primera Vez Autor: Cgabriel11, Fuente: CuentoRelatos

    En este relato les voy a contar como perdimos la virginidad mi prima y yo. Hola me llamo Gabriel y mi prima Gisel, esta historia que les voy a contar ocurrió hace varios años ya. Una tarde mi familia iba ir a visitar a una tía, mi mamá ni siquiera se molestó en invitarme ya que nunca voy. Entonces me puse a rogar a que mi prima no vaya también, ya que su familia vive al lado de mi casa o sea que también somos vecinos. Esta proximidad hizo que fuéramos muy unidos (por decirlo así). En esa época éramos adolescentes los dos y como se podrán imaginar nuestras hormonas estaban a mil. Gisel es una chica bajita, de cara no es fea pero tampoco gran cosa. Sus tetas eran lindas de forma de limones (como me gustan a mí), pero el gran atributo que tenía era la cola (me volvía loco) era redonda y grande. Luego de que mi familia saliera miré por la ventana a ver sí mi prima se quedaba y para mi felicidad ella no se fue, al minuto ya estaba entrando por el portón de mi casa, abrí la puerta y comenzamos a comernos la boca ¿mis manos ? directo a su cola. No éramos "novios" pero aprovechábamos cualquier momento solos para basarnos, franelear y hasta ya habíamos tenido sexo oral (lo cuento en el próximo relato) estábamos a full descubriéndonos, era terrible la calentura que teníamos. La llevé a mí habitación y continuaron los besos a pura lengua, uno arriba del otro intercambiábamos posición; estuvimos así como media hora. En un momento ella con la voz agitada me pregunta. Gi: Gabi ¿te la ...
     chupo? Yo sonreí y sin decir nada saqué mi miembro que ya estaba parado y duro, en su máximo esplendor. Ella le recibió a mí pija con unos besitos (siempre lo hacía) luego me la comenzó a chupar, se la tragaba toda despacio después rápido hasta le pasaba la lengua (era una profesional ya). Cuando comenzó a pajearme rápido. Gi: ¿primito me vas a dar la lechita? Yo: pará pará Gi. Me acerque al oído y le dije. Yo: Te quiero coger Gi: jajaja ¿estás hablando en serio? Yo: Sí, no sabes las ganas terribles que tengo de hacerte el amor. Gi: pero no podemos (se puso roja como un tomate) Yo: no va a pasar nada, tengo preservativos. Gi: ay no sé. Entonces me acerque a ella y comencé a darle piquitos en los labios y a abrazarla. Yo: va a estar todo bien, vos sabes que para mí sos una reina y siempre te voy a tratar como tal. Gi: bueno (dijo con voz baja) Yo: no te sientas obligada mi amor, sí no querés es no. Sabés que yo nunca te obligo a nada. Entonces ella me abrazo y me beso luego se tiró sobre mí. Gi: si quiero pero tengo miedo. Yo: jaja yo también tengo miedo, estoy temblando (nos reímos) Luego comenzaron otra vez los besos y caricias hasta que ella se alejó un poco y se sacó la remera, luego se quitó el short blanco que tenía quedando sólo con un corpiño rojo y una tanga blanca. Yo lo único que atiné a hacer fue sólo a observarla, cuando entré nuevamente en razón me saqué rápidamente la remera, el pantalón corto y me a abrazarla y besarla pero está vez era distinto; nunca estuvimos así ...
«12»